EEUU aprueba venta de carne cultivada en laboratorio

Upside Foods es la primera fabricante de carne cultivada que recibe el visto bueno de la FDA, que la declaró segura para el consumo humano.

La carne cultivada en laboratorio está un paso más cerca de llegar masivamente a los platos del público estadounidense. Esto debido a que la Food and Drug Administration (FDA) aprobó la venta de carne de pollo que resulta indistinguible en comparación con un corte proveniente de un animal, pero que es totalmente creada en un laboratorio.

La empresa que logró esta autorización es Upside Foods, una empresa de California que ha logrado exitosamente demostrar que esta carne de pollo “fabricada” es segura para el consumo humano. Este hito la pone como la primera empresa de productos cárnicos cultivados en el mundo en lograr una autorización estatal de la FDA para su venta a público.

Richard Branson probando la carne de pollo cultivada por Upside. Video: Upside Foods

Entre los inversionistas de Upside se cuenta el magnate británico Richard Branson, el estadounidense Bill Gates y Whole Foods, una compañía de Amazon.

Sin embargo, no es la primera empresa en el mundo en vender carne de laboratorio. Singapur autorizó a otra compañía estadounidense – Eat Just – para que venda carne de pollo en muy bajas cantidades.

Una ensalada con pollo de laboratorio. Foto: Upside Foods

¿Es la carne cultivada realmente carne?

La carne cultivada se puede considerar carne real, puesto que está fabricada en base a tejidos idénticos a los encontrados en un animal. Sin embargo, esta técnica permite dejar fuera de su procesamiento la necesidad de faenamiento o de cualquier tipo de maltrato animal.

Para crear productos cárnicos cultivados se toma tejido de un animal vivo por medio de una biopsia, lo que resulta mínimamente invasivo, para crear secuencias de células que podrán ser replicadas para así evitar la necesidad de seguir haciendo más biopsias no requeridas.

Estas células son puestas en un bioreactor que simula las condiciones biológicas internas de un animal para así hacerlas crecer. Esto último se logra alimentándolas con azúcares, aminoácidos, sal y proteínas, lo que sumado a condiciones ideales de temperatura y humedad las programarán para convertirse en grasa o en músculo.

El pollo cultivado tiene el mismo sabor y textura que el original, pero sin necesidad de hormonas. Foto: Upside Foods

El resultado es un trozo de tejido muscular de las mismas características organolépticas que un trozo de pollo producido en un matadero.

Si bien la aprobación de la FDA es muy importante, y en sí misma es un hito para la industria alimenticia, no es la única que requiere esta start-up para comenzar a vender sus productos cárnicos de laboratorio de forma inmediata en Estados Unidos. En el caso de las carnes, es el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) quien debe dar la luz verde definitiva para que pueda llegar al consumidor.

Además de pollo, Upside Foods trabaja en cultivar carne de vacuno, cerdo, pescados y pato.

Total
2
Shares
Previous Post

OnlyFans ahora te permite vender merchandising

Next Post

Intel presenta herramienta para detectar deepfakes

Related Posts