IATA Travel Pass, así será el pasaporte sanitario para vuelos

Esta app busca referenciar la información sanitaria de pasajeros aéreos. El IATA Travel Pass es crucial en el plan de revitalizar su gremio.

Evidentemente, este no es – ni de cerca – momento para planear un viaje, pero algunos ya están preparando su mundo para cuando lo sea. Por eso la International Air Transport Association (IATA) va a anunciar su iniciativa para que los pasajeros aéreos adopten su pasaporte sanitario.

Esta aplicación denominada IATA Travel Pass validará tanto los exámenes PCR como – en poco tiempo más – la vacunación de cada pasajero. Esta es información que las aerolíneas y autoridades sanitarias de distintos países exigirán para el desplazamiento de personas en rutas aéreas.

La capacitación que IATA hizo sobre Travel Pass en noviembre del año pasado.

¿IATA, y esos quiénes son?

La IATA es la gremial del transporte aéreo, y es evidente que ellos son los principales interesados en hacer de esta herramienta su principal aliado para normalizar su industria. Una que en particular ha sido afectada por restricciones de viaje, pérdida de rutas y el riesgo que implica volver a subirse a un avión sin protocolos sanitarios en medio de una pandemia.

Es la propia IATA la que hace el caso para esto, acusando que las restricciones acabarán con el 52.5% de los trabajos de apoyo a la labor aérea. Mientras que los trabajos directamente relacionados caerán en un 43% en comparación con las cifras pre-covid.

Esto golpea en gran medida a aerolíneas, concesionarias de aeropuertos y a todas las industrias que están involucradas en alguna parte de esta cadena productiva.

Súmale a eso el desplome de casi un 89% de la actividad aérea en febrero en comparación con febrero 2020, y tendrás el principal motivo por el que IATA está haciendo lo que esté a su alcance para mejorar su situación y la de sus asociados. El recientemente asumido director general de la IATA, Willie Walsh, aseguró que su industria “no está mostrando señales de recuperación”.

Es por eso que es la industria aérea la principal interesada en unificar criterios para dar garantías a estados y reguladores que le permitan operar. ¿Pero qué implica el modelo que la IATA está impulsando para lograrlo?

Así funcionará el IATA Travel Pass

Entonces, digamos que decidiste que te vas a subir a un avión. Está bien, tendrás tus razones y no estoy acá para juzgar a nadie, así que hagamos el ejercicio de ver cómo sería usar este sistema.

Si vas a volar en una aerolínea que adoptó el sistema de pasaporte sanitario electrónico de IATA, muy probablemente la propia empresa te avisará que debes registrarte en esta aplicación para vincular tus datos sanitarios y tus datos personales. No está pública aún, así que te enviarán una invitación para que la descargues y la uses.

Tendrás que hacerte una PCR parar volar. Nada nuevo acá, pues muchos países – los que no tienen las fronteras cerradas – te piden uno para ingresar a su territorio.

Para que sea válido en el sistema de IATA tendrás que hacerte uno en algún laboratorio o centro médico que la aerolínea determine.

Si no lo haces así, o te lo haces en otro lado, no contará como un resultado seguro y confiable. Así, la aerolínea podría determinar que no cumples sus reglas para volar. Esto es súper importante porque es la aerolínea la que determina sus propias reglas, y el aeropuerto no tendrá ninguna injerencia en esto.

Tras cargar los resultados de tu test en el sistema de IATA, ellos aparecerán en tu perfil de usuario. Quedarán documentados online, y tendrán validez para la organización, la aerolínea y para los interesados que lo pidan en tu salida o ingreso a un territorio.

Una vez que todos tus datos sanitarios están en orden, IATA determinará que tú eres apto para volar, pues los resultados de tu examen te habilitan y provienen de una fuente confiable. Al ser consultada, la aplicación mostrará un código QR que validará tu información en tu perfil de usuario ante las autoridades que la soliciten.

En teoría esto evita que lleves todos tus exámenes en papel, pero siempre es bueno que los tengas como respaldo. Sobre todo en esta primera etapa de implementación.

 

Fuente: StatCounter Global Stats – Cuota de mercado de OS móviles

Además – muy importante – esta app sólo está disponible para usuarios de iOS. Según las últimas cifras de Statcounter, con esto queda fuera de este sistema el 71.81% de usuarios de un smartphone. IATA realmente tendrá que apurar el lanzamiento multiplataforma si realmente quiere que esto sea un estándar.

La organización tiene planificado el lanzamiento de la versión para Android en algún momento durante la segunda mitad de 2021.

Fuente: IATA

Primero las PCR, pero pronto también las vacunas

En la etapa en la que se encuentra, el IATA Travel Pass sólo permite validar y desplegar información sobre las PCR de los pasajeros.

Muchos países hoy en día exigen un test negativo tomado con un máximo de 72 horas desde el ingreso al país de destino. Por lo que esta aplicación permite validar rápidamente en un control fronterizo, o en el chequeo documental que la aerolínea realiza previo a Policía Internacional.

Pero con el despliegue de vacunas alrededor del mundo, es cosa de tiempo para que estar inmunizado se vuelva un requisito ineludible para ingresar a un territorio. Esto no es algo nuevo ni único para esta pandemia, pues no son pocos los países que – antes del covid-19ya exigían a sus viajeros certificar su inmunización ante enfermedades locales como la Fiebre Amarilla.

Esto abre un mundo – literalmente – de opciones bajo las cuales un país podría validar o no una u otra vacuna contra el SARS-CoV-2 y sus variantes. Motivos sanitarios, geopolíticos y científicos que no abordaré ahora mismo.

Para sustentar su función, IATA aboga por un estándar mundial de “tarjeta de vacunación inteligente” y verificable.

De todas formas, IATA Travel Pass tiene el potencial para posicionarse como una herramienta de reciprocidad que propicie la validación de procesos de inmunización con distintas vacunas – y la procedencia de las mismas – y permita limar las posibles asperezas en razón de retomar los vuelos internacionales.

El sistema funcionará de la misma manera: Te pones la vacuna, estás registrado en un sistema de tu país. El encargado de ese sistema validará tu estatus de “vacunado” o “no vacunado”.

Una iniciativa como el sitio Me Vacuno del Gobierno de Chile podría ser – a la larga – un primer servicio de repositorio despachador de certificados de vacunación. Esto permite tener una fuente confiable para validar la inmunización de alguien previo a volar por parte de este sistema. Primer paso para instalar este sistema en Chile.

El Diario Financiero reportó a fines de marzo una reunión entre IATA y el gobierno para discutir la implementación de este sistema en las fronteras chilenas. En ella le presentaron los resultados de las primeras pruebas con el fin de persuadir a los responsables locales para apoyar esta iniciativa.

El Ministerio de Salud fue consultado por The Update respecto de si evaluaba apoyar esta implementación, o si podía discutir las implicancias que tendría adoptar el IATA Travel Pass, pero declinó responder.

En una nota anterior, Branko Karlezi de Nuevo Pudahuel – concesionario del aeropuerto de Santiago – aseguró que “por el momento no hay información de que las autoridades chilenas planteen de un pasaporte sanitario para los viajes que despeguen o aterricen desde el país”.

Estas son las aerolíneas y grupos aéreos que impulsan el IATA Travel Pass.

¿Quién necesita realmente IATA Travel Pass?

Hemos dicho antes que IATA es la gremial de la industria aérea, y como tal busca vías para impulsar sus actividades a nivel mundial. Pero las aerolíneas y aeropuertos no son los únicos que ven en este pasaporte digital una buena alternativa para certificar y validar en tiempo real la salud de los pasajeros.

Por lo mismo, no sorprende que Iberia sea una de las primeras empresas que impulse este estándar. España ha visto muy golpeado a su sector de turismo, con todo lo que eso implica.

Sin embargo, desde el propio gobierno se hacen cargo de la importancia que tiene el llamado “Turismo de Ferias y Congresos” en el reinicio de las actividades del sector hotelero y recreativo. De ahí que se haga tanto hincapié en realizar sí o sí el Mobile World Congress de forma presencial, pues – a ojos del gobierno español y de la Generalitat – es un evento clave para la reactivación del sector.

El propio CEO de la GSMA ha asegurado que “habrá MWC 2021 en Barcelona”.

Recientemente la GSMA ha anunciado que los viajes al Mobile World Congress 2021 serán catalogados como “esenciales” por España, por lo que tanto expositores como asistentes podrán contar con las garantías que todos los funcionarios esenciales del país tienen para desplazarse, y pasa por encima de cualquier restricción sanitaria de acceso al país, incluyendo prohibiciones a viajeros chinos o estadounidenses.

Esto se suma a la gran cantidad de controles y al protocolo que se implementará para el MWC21 en Barcelona a fines de junio.

España hace más de 500 eventos, ferias y congresos en su territorio cada año, lo que mueve anualmente cerca de 7000 millones de euros. Recuperarlos es una prioridad actualmente a nivel estatal. Una herramienta como el IATA Travel Pass les ayudará a sustentar la seguridad sanitaria para cumplir este propósito.

Otros países base de las empresas activas en las pruebas tienen sus propias motivaciones. Turismo, negocios, o ser un punto de distribución de pasajeros hacia otros lugares. Todas ellas ven en esta app una forma de asegurar la integridad sanitaria de su operación para retomar a la brevedad su nueva-normalidad.

“Soy yo, créame”. Foto: Iberia

Esta app ya comenzó a probarse en América Latina

Iberia es la primera empresa aérea que ha traído el sistema a América Latina. La aerolínea española probó el IATA Travel Pass en un tramo Madrid – Montevideo este fin de semana, donde exigió a los pasajeros que calificaban para ello, inscribirse en la prueba de esta aplicación en este vuelo.

A ellos se les exigió una PCR tomada en un lugar determinado, además de asociar una cuenta en este servicio centralizado de información, el que fue validado en el Aeropuerto de Carrasco, ya en Uruguay.

Conforme pase el tiempo, el registro será mundial, y aspira a ser el estándar de facto de información centralizada de datos sanitarios de pasajeros aéreos. Así como Uruguay y España, otros países como Singapur ya anunciaron que validarán la herramienta como elemento de acceso o salida del país desde el aeropuerto de Changi.

En el caso de España, en la T4 del Aeropuerto Adolfo Suárez de Madrid-Barajas se desarrollarán también tests de antígenos y PCR a los pasajeros.

La empresa a cargo de estos exámenes – Quironprevención – también tiene presencia en Argentina, Perú, México, Portugal y Reino Unido, todos ellos cubiertos por IAG Group, así que ya tenemos una idea de cuáles podrían ser algunas rutas en las que Iberia y sus asociados podrían exigir de forma más sencilla este sistema.

Por ahora sólo disponible en iOS. Android lo verá llegar en Q2 de 2021.

La misma empresa de salud firmó un acuerdo con LEVEL, aerolínea low cost del mismo grupo IAG, para ofrecer exámenes PCR a sus pasajeros de la ruta a Santiago de Chile. British Airways también es parte del grupo.

Copa Airlines – que también opera en múltiples países de América Latina – está adscrita al sistema y pronto anunciará sus rutas cubiertas con el uso de esta aplicación.

Es importante que sepas que son las aerolíneas las que definirán el uso del Travel Pass. Puede que algunas lo implementen, y otras no, pero al ser un estándar IATA es muy probable que – en mayor medida – su uso sea algo bastante universal.

La aplicación es gratuita para el usuario, pero no para las aerolíneas. Ellas tendrán que pagar para sumarse a este sistema. Y, como supones, implicará una instancia más de control al pasajero.

Si realmente vas a volar en tiempos de pandemia – por favor – toma todas las medidas sanitarias posibles, llega mucho antes al aeropuerto, revisa bien los requerimientos de la aerolínea y del país al que irás. Quizás te pidan esta herramienta.

El esquema que sustenta el sistema del IATA Travel Pass.

Una app, información privada de salud, y mi privacidad

Por supuesto, todo podría salir mal. Sin embargo, la IATA asegura que no pondrá en riesgo la información médica de los usuarios de la aplicación en ningún momento. También que serán los usuarios quienes estén en control de estos datos médicos siempre.

De partida, la gremial se apura en decir que su tecnología tras esta aplicación es información descentralizada, por lo que “no hay una base de datos central” que retenga los datos sanitarios del pasajero.

IATA complementa que – a nivel de privacidad – cumplen con los estándares que países como Francia y Alemania le imponen. Por esto, no ven un riesgo en que los pasajeros usen el Travel Pass.

Del mismo modo, el usuario tendrá el derecho no sólo a definir si quiere compartir su información médica. Además podrá borrar esos datos en cualquier momento desde la propia aplicación.

Total
1
Shares
Previous Post

Este lunes parte el Mi Fan Festival de Xiaomi en Chile

Next Post

¿Por qué Microsoft pagó USD $19.700 millones por Nuance?

Related Posts