La historia de la primera muerte causada por robots

Los robots son clave para mejorar la productividad industrial en diversos tipos de fábrica. Esta es la historia de la primera fatalidad.

Este 25 de enero se cumplen 44 años de la primera muerte de un humano provocada por un robot. 44 años en los que tanto la robótica como nuestra visión sobre autómatas trabajando codo a codo con humanos ha ido evolucionando aceleradamente, al punto de incluso evaluar si nos reemplazarán totalmente en algún momento.

Y aunque la cultura pop nos recuerde esa tensión en que los robots se revelan y matan a múltiples humanos, la historia de la primera muerte humana registrada causada por un robot es menos bombástica. Eso sí, es un triste recuerdo de cómo la tecnología, aun siendo una gran ayuda en muchos aspectos, también puede ser peligrosa si no se maneja adecuadamente.

En 1979, Robert Nicholas Williams, un trabajador de una fábrica de Ford en Flat Rock, Michigan, Estados Unidos, perdió la vida en un accidente laboral causado por un robot industrial.

La planta de Ford Motor Company donde ocurrió el accidente. Foto: Wikipedia

Era un día normal en la fábrica, Williams estaba trabajando en un almacén lleno de automóviles en proceso de ensamblaje, cuando de repente, un brazo mecánico del robot lo golpeó en la cabeza, causando una herida fatal. Fue un accidente trágico que sacudió a la comunidad de Flat Rock y al mundo laboral en general.

En aquel entonces, la tecnología robótica todavía estaba en sus primeros días y no había protocolos o medidas de seguridad adecuadas en su lugar para prevenir accidentes como el de Williams.

Desde entonces, las regulaciones y normas de seguridad para robots industriales se han vuelto más estrictas, y las compañías han tomado medidas para garantizar la seguridad de sus trabajadores al trabajar cerca de robots.

Eso no evitaría los accidentes. La siguiente muerte por robot ocurriría un poco más de dos años después, en Japón, en circunstancias similares: un brazo de robot nuevamente no pudo detectar a un trabajador, Kenji Urada, de 37 años, y accidentalmente lo empujó a su muerte.

Humanos y robots trabajan hoy en armonía. Imagen generada por DALL-E 2

Una muerte que aceleró la adopción de seguridad con robots

La muerte de Williams fue una lección importante sobre la importancia de la seguridad en el lugar de trabajo y la necesidad de desarrollar medidas preventivas para evitar accidentes similares en el futuro.

Aunque la tecnología robótica ha avanzado significativamente desde entonces, todavía es importante recordar la importancia de la seguridad en el lugar de trabajo y trabajar juntos para garantizar que la tecnología sirva para mejorar nuestras vidas, en lugar de ponerlas en peligro.

La robótica ha avanzado significativamente desde la década de 1970. Desde entonces, se han tomado varias medidas para garantizar la seguridad de los trabajadores al trabajar con robots.

Uno de los principales avances en la seguridad robótica ha sido la creación de estándares internacionales para la seguridad de los robots industriales. El estándar ISO 10218, por ejemplo, establece requisitos para la seguridad de los robots y sus sistemas de control. Los robots industriales ahora vienen con una variedad de sistemas de seguridad incorporados, como sensores de detección de colisión, luces de advertencia y barreras de seguridad.

Estos sistemas ayudan a evitar accidentes al detener el robot si detectan una colisión inminente.

Los trabajadores que trabajan con robots industriales deben recibir capacitación y formación adecuadas en cuanto a cómo operar y mantener los robots de manera segura. Es importante que las instalaciones que utilizan robots industriales sean inspeccionadas regularmente para garantizar que los robots y los sistemas de seguridad estén funcionando correctamente. Es importante evaluar los riesgos asociados con el uso de robots industriales en un ambiente laboral y tomar medidas para mitigar esos riesgos.

Humanos y robots trabajando en armonía. Foto generada por DALL-E 2.

Existen regulaciones y leyes que rigen la seguridad de los robots industriales. Por ejemplo, en Estados Unidos, el Departamento de Trabajo (DOL) y el Occupational Safety and Health Administration (OSHA) tienen normas específicas para la seguridad de los robots industriales. Además, la robótica ha evolucionado significativamente desde la década de 1970, y las nuevas tecnologías, como la robótica colaborativa, permiten que los robots trabajen de manera segura junto a los humanos.

Desde la trágica muerte de Robert Williams en 1979, se han tomado medidas significativas para mejorar la seguridad en el trabajo con robots industriales. Esto incluye la implementación de estándares internacionales, el uso de sistemas de seguridad avanzados, la capacitación y formación de los trabajadores, inspecciones regulares, evaluaciones de riesgos, regulaciones y leyes, y la innovación tecnológica.

Total
3
Shares
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Previous Post
facebook application icon

Cómo usar redes sociales sin dañar tu salud mental

Next Post

Meta le permite a Trump volver a Instagram y Facebook

Related Posts