Las lámparas UV para matar virus provocan daño ocular

Este es un amable recordatorio para que tengas en cuenta que los rayos UV son dañinos, y pueden provocarte daños a la cornea.

Hay múltiples empresas que hoy están promoviendo lámparas ultravioleta para deshacerse de virus y bacterias, sobre todo en esta época de Covid-19. Sin embargo, este tipo de soluciones traen un daño colateral importante: problemas oculares para algunas personas.

La radiación UV ayuda a degradar la estabilidad de virus y gérmenes, pero – según un paper publicado en el Ocular Immunology and Inflammation Journal – existe una correlación entre su uso y el daño de quienes se exponen a ella en la córnea, provocando fotoqueratitis.

La fotoqueratitis es un cuadro muy doloroso que afecta a los ojos, y que se provoca por exposición directa a rayos UV. Para que te hagas una idea, es como ver directamente el sol sin protección, ver sin antiparras el resplandor de una soldadura al arco, o estar en un lugar como la arena o la nieve sin el debido filtro para cuidar tu vista.

En cuadros complejos, esto puede provocar incluso una ceguera temporal y daño acumulativo a la retina.

Foto: Sengillo, et al/Ocular Immunology and Inflammation Journal

¡No mires directamente la luz!

El estudio fue desarrollado por doctores del Bascom Palmer Eye Institute de la Universidad de Miami, y muestra cómo las lámparas UV fueron responsables del daño ocular de pacientes que se expusieron a ellas. Los síntomas incluyen irritación intensa, pero además quemaduras en la retina y una alta sensibilidad a la luz.

Las lámparas de algunos de los casos recolectados fueron compradas en el comercio, mientras que otros se expusieron a ellas en el trabajo.

Este estudio se suma a otros que se han realizado sobre este tema. Por ejemplo, en Hong Kong también fueron reportado lesiones asociadas al uso sin protecciones de estas lámparas, asociado a la desinfección de espacios y ropas.

El boom de estas lámparas ha probado ser una interesante alternativa para muchas personas en oficinas y casas para procurar desinfección, pero estos estudios nos recuerdan que la instalación de dispositivos UV-C debe ser hecha por profesionales, y al usarlo se deben seguir todas las precauciones debidas… partiendo – claro está – por no ver directamente la luz.

De todas maneras, no comprarlas ni manipularlas para desinfección personal ni familiar suena como un consejo sensato.

Total
0
Shares
Previous Post

Estados Unidos añadirá a SMIC a su bloqueo comercial

Next Post

Qualcomm Snapdragon 888, el SoC para equipos premium

Related Posts